viernes, 22 de febrero de 2013

PERSONAJES HISTÓRICOS DEL FÚTBOL CANARIO HOY SANTOS


PERSONAJES HISTÓRICOS DEL FÚTBOL CANARIO
HOY SANTOS

POR TEOBALDO PÉREZ ARNAY
Eleuterio Santos Brito nació en Santa Cruz de Tenerife, el día 9 de noviembre de 1940. Jugó en el  Prosperidad, Tarrasa, Real Unión, Tenerife, Zaragoza y Tudelano, siendo una vez internacional A con España el día 2 de mayo de 1968 en Malmoe ante Suecia, con el resultado de empate a uno. España jugaría con: Iribar,(Sadurní), Sáez, Tonono, Gallego (Castellano), Canós, Santos, Guedes, Germán, Rifé, Luis Aragonés,( Bustillo) y Claramunt.

Formó parte de la histórica delantera del Zaragoza de " Los Cinco Magníficos": Canario, Santos, Marcelino, Villa y Lapetra.

La primera vez que vi jugar a esta delantera fue en un partido televisado en blanco y negro, en la final de la Copa entre el Zaragoza y el Atlético de Madrid, celebrada en el estadio Santiago Bernabeu, el día 5 de julio de 1964, en la que se proclamaría campeón el equipo aragonés, actuando como árbitro Birigay. Ese día, nuestro paisano Eleuterio Santos Brito dio todo un recital de cómo se tiene que jugar al primer toque. Jamás olvidaré ese partido. El equipo madrileño formó con: Madinabeytia, Rivilla, Griffa, Calleja, Ramiro, Glaría, Cardona, Jayo, Jones, Adelardo y Collar; sin duda alguna, otro equipo extraordinario.

En esa época, el Zaragoza tenía un auténtico equipazo, pero con el problema de tener una plantilla muy corta y descompensada entre titulares y suplentes, siendo tal circunstancia -seguramente - la que no le permitió ganar la Liga.

En una primera etapa el equipo lo formaban Yarza, Cortizo, Santamaría, Zubiaurre,Isasi, Pepín, Canario, Santos, Marcelino, Villa y Lapetra. Posteriormente pasaron Reija al lateral izquierdo, País y Endériz a la media como medios de ataque, alternándose ambos con cierta regularidad en el mismo puesto; Violeta como medio de cierre, el cuál se hizo con el puesto de titular e internacional, e Irusquieta que desplazaría a Cortizo, después de que éste fuese sancionado gravemente con 24 partidos por haber lesionado a Collar, el extremo izquierdo del Atlético de Madrid.

Santos, en mi opinión, ha sido uno de los mejores centrocampistas que haya podido ver, dotado de un extraordinario toque de balón, elegante a la hora de conducir el mismo y muy hábil en su manejo. Era el auténtico conductor y cerebro de tan excelente equipo; y,  jugando al primer toque, no he visto a ningún jugador que le superase.

Hubo un enfrentamiento entre el Zaragoza y el Barcelona en la final de la Copa de Ferias en la que se vieron las caras dos tinerfeños, Foncho con el Barcelona y Santos con el Zaragoza. En el partido de ida, el Zaragoza se impuso por 0-1 en Barcelona, pero en el partido de vuelta le daría la vuelta el equipo catalán, imponíendose  el Barcelona por 2-4, en un memorable partido de Pujol, autor de 3 goles lo que les permitiría, por tanto,  conquistar el trofeo.

De mejor recuerdo para Santos fue el gran partido que jugaron en el campo del Leeds United al que vencieron por 1-3, dando tal recital de fútbol que fueron despedidos por los propios jugadores ingleses haciéndoles el pasillo de honor.

Con el paso del tiempo tuve la suerte de hacerme amigo de Eluterio, para muchos el mejor ocho que ha dado el fútbol canario en toda su historia, manifestaciones éstas que me hizo otro ilustre paisano, " El Tigre Barrios", las cuáles hago mías; pues bien, cada vez que tenía la oportunidad terminábamos hablando de fútbol, sobre todo de su época en el Zaragoza y de los equipos de la década de los sesenta.

Me encantaba preguntarle por algunos de sus ex compañeros y qué había sido de ellos. Así, hablamos de Sigi, aquél peruano que jugaba como los ángeles, que había llegado al equipo maño unos años antes que el propio Santos, pero que no llegó a cuajar del todo en el equipo. Fue un jugador muy irregular, pero con una técnica exquisita.

También de Duca, que lucía el dorsal 8, con bigote  y que posteriormente sería el propio Santos quién terminaría luciendo ese número ocho. Duca ficharía por el Mallorca; de Alustiza, un central al que Santos le vendió su Volkswagen matrícula de Tenerife; de Cortizo y su famosa sanción de 24 partidos por haber lesionado a Collar en un lance del juego; de su compañero Carlos Lapetra, aquél falso extremo que jugaba en el centro del campo pero que en un instante se transformaba en un punta rapidísimo; de Juan Manuel Villa, que pisaba el balón con gran exquisitez y dotado con un regate endiablado en un metro cuadrado de terreno; de Reija, un lateral izquierdo que parecía un extremo por lo bien que subía al ataque, precursor de los actuales carrileros; de Isasi, medio volante de ataque que terminó siendo desplazado del equipo por Endériz y por País, ambos alternándose, y que formarían la media del Zaragoza con Violeta, éste como medio de cierre, el cuál a su vez, había desplazado a Pepín como medio de cierre. Por cierto, este jugador fue integrante de la última selección B de España ( actual sub 21 ), ya que en esa época no se tenía en cuenta la edad sino que jugaban en esa selección los que no habían jugado en la A. Esa selección todavía la recuerdo de memoria y con la que vencimos a Portugal por 3-0 fue la formada por: Fernández ( Levante ), Arnal ( Valencia ), Gallego ( Sevilla ), Calpe ( Levante ), Tejada ( Córdoba ),
-al que no hay que confundir con Justo Tejada el extremo del Barcelona y que también jugaría con el Real Madrid -, Pepín ( Zaragoza ), Ufarte ( del Atletico de Madrid, recién llegado de Brasil y que recordaba por su juego al gran Garrincha), Arieta II ( Athetic de Bilbao ), Ansola ( del Betis y posteriormente del Valencia y Rela Sociedad), Grosso ( Real Madrid ) y José María ( Oviedo, Español ).

Santos me llegó a decir que admiró a varios jugadores como por ejemplo a Di Stéfano al que consideraba como el más completo que había conocido, pero en sus enfrentamientos directos me reconoció que el mejor había sido el "9" del Ferencvaros, Florian Albert, un extraordinario jugador dotado de una excelente planta, ya que medía 1,86, pesando 76 kg., muy fibroso, técnico, con un regate excepcional, y sobre todo, con un cambio de ritmo a lo Cruyff.

Siempre le decía a Eluterio que el mejor partido que le recordaba fue el de citada final de Copa frente al Atlético de Madrid y en la que se impusieron al equipo colchonero con la ya mítica formación de Yarza, Cortizo, Santamaría, Reija, Isasi, Pepín, Canario, Santos, Marcelino, Villa y Lapetra.

Descanse en paz este extraordinario futbolista y entrañable amigo que fue Eleuterio Santos.

Fdo. Teobaldo Pérez Arnay

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores