viernes, 28 de julio de 2017

LA DECLARACIÓN IMPERTINENTE DE RAJOY

LA DECLARACIÓN IMPERTINENTE 
DE RAJOY

ANTONIO MAESTRE
 “La testificación ha tenido, tiene y tendrá mucha carga política pero con escaso recorrido judicial por incapacidad de la acusación, incomparecencia de las defensas y el puño de hierro del presidente del tribunal con la pertinencia”.
Mariano Rajoy ha declarado como testigo en la Audiencia Nacional por la trama Gürtel. El primer presidente del gobierno que, estando en ejercicio, declara ante la justicia ha mostrado firmeza, soberbia y desmemoria en su comparecencia. Una declaración impertinente de la que no ha salido más perjudicado de lo que ya se le presuponía al estar sentado en el juicio. Algo que tiene que agradecer a la inestimable colaboración del presidente del tribunal, Ángel Hurtado, que declaraba la impertinencia de las preguntas que podían poner en apuros a Mariano Rajoy y que, además, fue el juez que se mostró en desacuerdo con la comparecencia del presidente en el mismo juicio.

La declaración comenzó sobre las 10.00 de la mañana con Rajoy entrando por una tercera puerta que no estaba en las previsiones, y en coche, lo que ha permitido a duras penas lograr imágenes de su entrada al juzgado. Los privilegios que muestran de forma muy visual que la justicia es igual para todos no acabaron con ese detalle y a Rajoy le colocaron en el estrado al lado de los jueces, fiscales y abogados. Así le evitaron estar en la posición normal en la que se ubica a los testigos para que no saliera en la foto con los acusados a su espalda. Una prerrogativa que según el artículo 187 del Poder Judicial solo está reservada a los miembros del tribunal y a las acusaciones y las defensas, lo que ha provocado la protestas por parte de la acusación.

La labor de los abogados de la acusación ha sido bastante pobre y ha permitido que el tribunal tuviera que declarar la impertinencia de las preguntas, con razón procedimental, en muchas ocasiones. Aunque en uno de los momentos el celo del presidente del tribunal ha estado muy marcado cuando ha declarado no pertinente una pregunta “porque lleva una carga incriminatoria importante”. Otro de los momentos en los que Ángel Hurtado ha hurtado a los ciudadanos conocer un asunto importante ha sido cuando uno de los abogados de la acusación ha incidido en una de las respuestas dadas por Mariano Rajoy sobre su viaje familiar a Canarias. El presidente del Gobierno ha aseverado que “en la medida de lo que sabe el viaje lo pagó el PP”. El abogado preguntó cómo sabía que lo había pagado el PP si no estaba al tanto de los pormenores de los viajes, como había declarado con anterioridad. En ese momento el presidente del tribunal ha impedido que se realizara la pregunta.

Los abogados de la acusación han protestado en reiteradas ocasiones porque el tribunal no ha permitido hacer las preguntas de tal forma que posibilitaran al testigo entrar en contradicciones. Los abogados de Luis Bárcenas han rehusado hacer preguntas a Rajoy a pesar de que haya negado que lo declarado por su defendido sea cierto incidiendo en la coincidencia que ambas partes han encontrado en su defensa judicial en los últimos tiempos.

La testificación de Rajoy ha sido una simple declaración impertinente que ha tenido, tiene y tendrá mucha carga política pero con escaso recorrido judicial por incapacidad de la acusación, incomparecencia de las defensas y el puño de hierro del presidente del tribunal con la pertinencia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores