martes, 25 de julio de 2017

ES ESTO REALMENTE UNA DEMOCRACIA?

¿ES ESTO REALMENTE UNA
 DEMOCRACIA?
EVA NAVARRO SAN LUIS
En la antigüedad el término democracia hacía referencia al gobierno del pueblo. Las familias nobles podían decidir acerca de los asuntos que les eran de interés a través de un sistema de representación. En el siglo XIX se permitía mediante el voto tomar partido en temas económicos y políticos que afectaban a ciertos sectores, si bien  los trabajadores y analfabetos quedaban excluidos de las tomas de decisiones.
Actualmente el voto se ciñe a depositar en una urna una papeleta donde previamente se ha marcado una casilla, donde se despliegan las llamadas “listas cerradas”. ¿Es esto lo que entendemos por elección real?

La democracia o democracias actuales se asemejan más a un sistema jerarquizado donde una minoría controla a la gran mayoría. Son los banqueros y los grandes personajes de la industria los que se asientan en el vértice de la pirámide, vendiendo el discurso de la tolerancia y el diálogo con el que camuflan a menudo sus propios intereses. Nosotros no podemos saber en realidad qué es lo que estamos votando ni conocer a las personas que elegimos.

Además de esto, otros puntos a tener en cuenta son:
•       La educación orientada a enseñar a los niños qué países son         amigos y con quién conviene relacionarse
•       La presencia de una población miserable a la que llamamos jubilados
•       La sustitución de las labores domésticas que normalmente han venido desempeñando las mujeres por trabajos infravalorados
•       La existencia de la llamada “población marginal” constituida en gran parte por drogadictos y desencantados del sistema
•       La manipulación y el control de los medios de comunicación
Etc.

En el nuevo orden mundial la democracia es en realidad algo aparente, la verdad aparece camuflada y codificada por la cima del poder que lleva a cabo sus planes en forma de conspiración. Permitimos el mantenimiento de un gobierno que no siempre nos representa, porque tiene la autoridad que nosotros le conferimos en su día

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores